Estaba leyendo la reflexión de año nuevo que mi sensei nos compartió, a propósito del Hatsu Keiko, o primer entrenamiento del año y realmente me sacudió internamente en esta ocasión. es bastante largo y con muchas reflexiones pero quiero compartirles un poco de lo que me hizo reflexionar personalmente, ahora que iniciamos un nuevo año.

Hitougiri, puede traducirse como el primer corte. El enfrentamiento entre dos espadachines sólo puede tener uno de tres desenlaces posibles: La muerte del adversario, la muerte propia, la muerte de ambos. Esto significa !que existe un 66.6% de probabilidades de no sobrevivir! Esto realmente debe poner en perspectiva tu entrenamiento y porqué las kata y técnicas tradicionales están detalladas como lo están.

El combate real con katana, no es como en las películas donde los combatientes blanden sus espadas estrellándolas una contra otras en complicadas maniobras y deslumbrantes malabarismos. El Kenjutsu enseña a ganar en el primer movimiento, (hitougiri) porque realmente es la única oportunidad que tienes. Si no la aprovechas, el oponente lo hará, y cuando hablamos de una afilada katana, el resultado es bastante inmediato y definitivo.

Muy seguido, el kenjutsu tiene maniobras denominadas “sutemi“, que puede definirse como sacrificio o desprecio por la propia vida. Cuando un samurai enfrenta el combate con la idea de morir, suele dar lo mejor de sí mismo, y aprovecha al máximo cada instante, cada latido y cada respiro. Esto da como resultado un guerrero sin miedo y resuelto a cumplir su propósito a toda costa, ya que es lo único que le queda.

Es fácil observar como esta máxima del Kenjutsu es inmediatamente aplicable a nuestra propia vida. Podremos vivir temerosos al fracaso el resto de nuestros años, o estar dispuestos a sacrificar nuestra seguridad por lograr nuestra realización. La muerte nos va a alcanzar a todos, pero no todos la recibiremos satisfechos por nuestros logros.

En el centro del sutemi, está la idea de arrojarse al combate con la resolución de que uno va a ser cortado, Sin embargo cualquier corte superficial recibido es perfectamente aceptable si te permite adentrarte y cortar la médula de tu oponente. Si de cualquier manera nadie en combate sale sin un rasguño, entonces al menos deja que las heridas del combate te permitan acercarte a tu objetivo definitivo, la aniquilación de tu oponente. Lo mismo es cierto para toda nuestra vida. Todos experimentaremos heridas y dolores, pero solo un guerrero de corazón los aprovecha para lograr lo que proponga en la vida y lograr su plenitud.

Este inicio de año, tú harás tu primer ataque. Haz que el primer corte defina el desenlace de tu lucha. Pero esto es posible únicamente si continúas con la misma viada, energía, entusiasmo, determinación con los cuales iniciaste tu hitougiri a través del enfrentamiento, dure unos instantes o 12 meses.

Estoy muyseminaro scott contento de que nuestro Dojo haya podido iniciar el 2015 con el seminario internacional en técnicas avanzadas de Kenjutsu (Jinen Ryu Bikenjutsu Fu no maki). Los alumnos e invitados participaron a la altura de mis expectativas y el instructor invitado, Sensei Scott Plyler de Phoenix, AZ, se fue muy contento y emocionado, y no dejaba de comentar cómo avivó su esperanza el ver a alumnos perseverar en esta disciplina a través de los años. Ahora, nuestro compromiso es no aflojar este buen empujón y ¡no perdamos la viada hasta el final de este 2015!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s